Un herido por un gigantesco incendio en un pozo petrolero en Neuquén

 

Un operario resultó herido y varios vecinos decidieron autoevaluarse por el gigantesco incendio de un pozo de gas y petróleo que permanecía en llamas desde anoche en las afueras de la localidad de Plottier, a unos 15 kilómetros de la capital neuquina.



El coordinador operativo de la dirección de Bomberos de Neuquén, el comisario Hugo Millapán, explicó que el siniestro comenzó anoche, alrededor de las 23, al desplomarse una grúa y uno de los operarios involucrado en la maniobra resultó con heridas leves.



Aproximadamente diez dotaciones de Bomberos de Neuquén, Senillosa y Plottier, personal del área de Salud municipal y de Defensa Civil trabajaba desde anoche en el lugar.



Millapán estimó que además de agua utilizan espuma para tratar de enfriar una válvula con la intención de cerrarla y estimó que tardarían "varios días" en apagar el incendio.



Anoche, tras el incidente que se investiga, las llamaradas alcanzaron los 20 metros de altura, generando un alerta entre muchos vecinos que decidieron autoevacuarse por temor a una explosión da magnitud.



El área del incidente pertenece a la firma Capex y la propietaria del pozo es Pluspetrol, que a su vez contrató a Halliburton para terminar de acondicionar las obras con vistas a una pronta inauguración.



El barrio 109 Viviendas, el más cercano al incendio, se ubica a unos 200 metros de las llamas.



Al referirse al origen de las llamas, Millapan, en declaraciones publicadas por el sitio del diario La Mañana de Neuquén, que operarios de las empresas Pluspetrol y Halliburton trabajaban en la finalización del pozo, cuando una grúa cayó desatando el incendio. Por la mañana de este martes, los bomberos, tras varias horas de arduo labor, afirmaban que el incendio pudo ser controlado pero no extinguido.



A pesar de que las explosiones que se produjeron en el yacimiento alarmaron a la barriada cercana, no fue necesario realizar evacuaciones y tampoco se vieron afectadas las instalaciones de otras empresas petroleras cercanas.



"No pensamos realizar evacuaciones. Nuestro trabajo es el de ayudar a los Bomberos con sus trabajos y llevar tranquilidad a la población", expresó la directora de Defensa Civil provincial, Vanina Merlo.



No obstante, algunos vecinos decidieron autoevacuarse por decisión propia, según el intendente local, Andrés Peressini, quien además aseguró que "las llamaradas de gas alcanzaron los 20 metros de altura".



Las primeras versiones indican que una grúa cayó sobre el gasoducto provocando una explosión por la que resultó herido el operario, que ya está fuera de peligro tras recibir atención médica.

Noticias Argentinas